La Clase E de Mercedes cumple 25 años #TBT


 

el

Hace 25 años, en noviembre de 1984 y en Sevilla, Mercedes Benz presentaba oficialmente su nuevo modelo bautizado como W124 y que a partir de 1993 sería denominado como la primera serie de lo que ahora conocemos comercialmente como Clase E. Dieñado por Bruno Sacco, Joseph Gallitzendörfer y Peter Pfeiffer, en 1985 sería el primer modelo de la casa en montar la tracción total 4MATIC y, a partir de 1990, bajo la denominación de 500E, el primero de esta categoría en emplear un propulsor de 8 cilindros en V, que entregaba 326 CV de potencia máxima.
Con elementos de diseño tomados de la serie W201 (correspondiente al Tipo 190, precursor de lo que actualmente conocemos como Clase C), los W124 destacaron desde el principio por sus mejoras aerodinámicas respecto al model precedente, bajando de un coeficiente de penetración de 0,44 hasta los 0,32 y, en determinadas motorizaciones, hasta los 0,29. Otro elemento que llamó la atención fué su peculiar limpiaparabrisas panorámico de un solo brazo y leva descentrada, capaz de mantener limpio el 86% de la superficie del parabrisas.

Mercedes Benz W124 1984-1996 (Clase E)

El W124 fué el primer modelo de la estrella en el que los ingenieros pusieron su empeño en mejorar los niveles de seguridad pasiva. No solo se le sometió a los correspondientes crash-tests reales, sino que se le incluía por primera vez en un programa de simulaciones de accidentes por ordenador. La célula de habitabilidad se diseñó con elevados niveles de rigidez para proteger a los ocupantes, complementada con novedosas zonas de deformación en el frontal y la trasera del vehículo. También se empezó a prestar atención en disminuir los riesgos de peatones y ciclistas en caso de un impacto.
La gama de motores con los que llegó al mercado permitía elegir entre tres diesel, el 200 D de 72 CV, el 250 D de 90 CV y el 300 D con 109 CV, y cuatro de gasolina: el 200 y el 230 E con cuatro cilindros y los 6 cilindros del 260 E (170 CV) y el 300 E de 190 CV. En el salón de Franfurt de 1985 veía la luz la carrocería combi (modelo T) junto con un nuevo motor diesel 6 cilindros de 3 litros y 140 CV. La tercera variante de carrocería, la coupé, debutaba en el salón de Ginebra de 1987, y en 1991 se completaba la serie con la aparición del descapotable, el 300 CE-24 Cabriolet.

Mercedes Benz W124 1984-1996 (Clase E)

Además de estas versiones habituales, el W124 ofrecía, desde mayo de 1990, la posibilidad de adquirirse como limusina de 6 puertas, con un aumento de longitud y de distancia entre ejes de 80 centímetros, así como las versiones parcialmente carrozadas basadas en el modelo T que servían para construir ambulancias, coches fúnebres u otros tipos de vehículos especiales.
A partir de los pequeños cambios introducidos en 1993, la serie W124 pasa a denominarse oficialmente como Clase E, acompañando a la Clase C y la Clase S. También aparece el modelo estrella de toda la gama, la berlina deportiva E 60 AMG con el motor V8 de 6 litros y 380 CV. También el coupé y el cabrio recibieron un aumento de potencia, pasando a llamarse E 36 AMG y ofreciendo 272 CV.
A mediados de 1995 cesaba la producción de las berlinas de la serie W124 en favor de la nueva versión W210. El modelo T siguió saliendo de la cadena de montaje durante 1996, junto a algunas versiones normales en forma de kit para ser montadas en la India. En 1997 el cabrio ponía punto final a la historia. Durante los once años que estuvo en producción se construyeron 2.058.777 berlinas, 340.503 combis, 141.498 coupés, 6.343 cabrios, 2.342 berlinas de batalla larga y 6.398 chasis-cabina para vehículos especiales. En total: 2.555.861 unidades.

Entradas relacionadas